A-Z Motor, Concesionario Oficial Mitsubishi Motors en Granada, Motril y Jaén

Nuestras Noticias

Consejos para el uso diario

Consejos para el uso diario

En el día a día hay muchas cosas que puedes hacer para que tu Mitsubishi esté siempre en perfecto estado.  Aquí encontrarás algunos consejos útiles para el uso diario:

 

PRESIÓN DE LOS NEUMÁTICOS 

Debes comprobar la presión de los neumáticos a menudo (al menos cada mes). Mantener la presión correcta de los neumáticos es vital para tu seguridad, para el medio ambiente y para lograr una óptima economía de combustible.

Los neumáticos son uno de los componentes más importantes del vehículo. Transmiten toda la potencia (frenada, aceleración y paso por curva) del automóvil a la carretera y por ello desempeñan un papel vital en las características de manejo del automóvil y, como consecuencia, en la seguridad de los ocupantes. Si la presión de los neumáticos es insuficiente, el comportamiento del automóvil se verá perjudicado, además de tener un efecto negativo en el consumo de combustible. Es más probable que unos neumáticos con una presión excesiva o insuficiente resulten dañados, y se gastarán más rápidamente. Los neumáticos con presión insuficiente se gastarán en la zona próxima a los flancos del neumático, mientras que los neumáticos con presión excesiva se gastarán por el centro. Ello obligará a sustituirlos más a menudo.

 

NIVEL DE ACEITE

El aceite del motor de tu coche es como la sangre para los seres humanos. El aceite de motor protege las partes móviles del propulsor frente al sobrecalentamiento y el desgaste mediante la reducción de la fricción interna. Esto se consigue con una capa ultra fina de aceite entre todas las piezas del motor. El aceite también limpia el motor y lo protege de la corrosión. El color del aceite de motor nuevo puede variar de marrón claro a dorado, dependiendo del tipo de petróleo empleado y sus aditivos. Comprueba regularmente el nivel de aceite, ya que es vital para todas las piezas móviles del motor. Tu Taller Autorizado Mitsubishi te asesorará sobre todo lo relacionado con el aceite para tu automóvil.

En caso de que compruebes tú mismo el nivel de aceite, coloca el coche en una superficie plana y horizontal. Abre y levanta el capó y espera un par de minutos para que el aceite baje. No es necesario esperar hasta que el motor esté frío.

Busca la varilla mediadora de aceite y remueve con cuidado. Limpia la varilla y a continuación, insértala de nuevo.

Retira la varilla de nuevo y lee el nivel de aceite utilizando las marcas en el extremo inferior de la misma (por lo general, muescas, hendiduras o grabados). Si el nivel de aceite es demasiado bajo, es necesario añadir antes de iniciar la marcha. Después de rellenado el aceite, espera unos minutos para que llegue al motor.

No añadas demasiado aceite, porque esto puede causar una presión excesiva en el interior del motor y puede dar lugar a fugas de aceite y un posible fallo del motor. En caso de duda, consulta el Manual del Propietario de Mitsubishi o ponte en contacto con tu Taller Autorizado Mitsubishi.

 

CONTROL DEL NIVEL DE LÍQUIDOS

Al igual que un ser humano, un coche necesita una cierta cantidad de líquidos para funcionar correctamente. El aceite de motor, el aceite de transmisión, el líquido de frenos y el refrigerante deben verificarse y mantenerse con regularidad.

- Líquido de transmisión

El líquido de la transmisión tiene la función principal de garantizar la creación de un vínculo entre el motor y la transmisión. Lubrica las partes móviles en la caja de cambios. Por lo general, tiene un color rojo.

- Líquido de refrigeración

El líquido de refrigeración se utiliza para mantener el motor a una temperatura óptima. Su objetivo es el transporte de calor desde el motor al radiador, donde pasa el aire o un ventilador dónde se enfría. Su color habitual es naranja o verde brillante y es ligeramente más denso que el agua.

- Líquido de dirección

La dirección asistida ayuda a hacer más fácil la maniobra del vehículo mediante el uso de una bomba hidráulica que ayuda al conductor al girar el volante. Normalmente es de color rojo y muy similar al líquido de transmisión automática.

- Líquido de frenos

El líquido de frenos se utiliza para transmitir la fuerza del frenado desde el pedal de freno al sistema de frenado. Al frenar se produce mucho calor, por lo que el líquido de frenos debe tener un alto punto de ebullición para ser eficaz.

- Liquido del parabrisas

El líquido lavaparabrisas se utiliza para limpiar el parabrisas mientras el vehículo está en movimiento. Es importante tener siempre suficiente líquido de limpieza en el coche, especialmente en condiciones climáticas severas.

 

Si tienes alguna duda, ¡no olvides que tu Taller Autorizado Mitsubishi es quien mejor puede asesorarte!